Muxes celebran 44 años de tolerancia y diversidad sexual en Istmo de Oaxaca

En medio de la algarabía de la fiesta anual de las “Auténticas Intrépidas Buscadoras del Peligro” que este 2019 celebró 44 años; “la justicia y la tolerancia” fueron los valores más aclamados en voces de la comunidad muxe de Juchitán, que dedicó esta celebración a su fundador Oscar Cazorla, activista muxe asesinado.

La muerte de Oscar Cazorla ocurrió en el mes de febrero de este año y marcó un antes y un después de esta fiesta que reúne cerca de 5 mil asistentes que llegan de todas partes de México y quienes sintieron su ausencia y lo recordaron como una persona dadora de vida y luchadora de los derechos humanos de la diversidad sexual.

¡Qué Viva Oscar Cazorla! ¡Oscar no se fue, sigue vivo y está con nosotros!, fueron algunas voces que los muxes zapotecas expresados durante un homenaje llevado acabo la noche del sábado durante la celebración de la fiesta anual en honor a las “Autenticas Intrépidas Buscadoras del Peligro”.

Felina Santiago, muxe y socia de las “Autenticas Intrépidas Buscadoras del Peligro” desde hace 40 años, expresó que la ausencia de Oscar Cazorla duele pero su legado continuará y para ello es necesario que su muerte no quede impune, por eso el clamor de justicia es lo que se exige.

En esta zona de Oaxaca, se les llama “muxes” a los hombres que asumen el papel femenino. En esta celebración, además de dar un paseo por las calles de Juchitán y acudir a una ceremonia católica, visten enaguas y huipiles, que es la vestimenta tradicional de la mujer zapoteca. Otros muxes lucen guayaberas coloridas y pantalón oscuro, además de sus joyas ostentosas.

En la vela de las intrépidas el que asiste no juzga, sólo goza, bebe cerveza, come botana y baila.

La noche brilló para las muxes y la reina “Amitaí Verdugo” , que en la pasarela que es la esencia de esta vela, se citó cada una de las ocias e invitadas, con total elegancia y luciendo atuendos sofisticados y llenos de magia van desfilando con nombres artísticos como Mística, Naomi, Rubitch, Viniza, Felina, Kika y Nasxhielly, entre muchos más.

Mística y Viniza son muxes zapotecas, una es comerciante y la otra es activista social, las dos llegaron elegantes con sus atuendos a la fiesta y reunidos con sus invitados celebraron la vida y también la ausencia de los que se les adelantaron.

Mística además de comerciante también ha participado en la política, todas ellas buscan ser visibles desde cada una de sus actividades con la única intención de qué la sociedad las respete.

Con lo que obtuvo de las ventas de sus gelatinas, ahorró toda el año para poder convivir con sus invitados y darles bocadillos tradicionales como molotes, ensalada de camarón y bebidas gaseosas y embriagantes, lo mismo ocurrió con Viniza quién año con año su voz de activista es la que engalana el escenario, pues es la presentadora oficial de esta celebración que busca visibilizar los caminos de la diversidad sexual alejado de la homobofia, transfobia y lesbofobia.

Pedro Linares es un estilista profesional y también muxe, desde hace 20 años es socio de las intrépidas buscadoras del peligro y asegura que la violencia sigue imperando entre su comunidad pero qué desde la diversidad sexual han podido concientizar, por un lado contra la homofobia y por otro para la prevención de Enfermedades de Transmisión Sexual.

“Celebramos la vida y el amor, celebramos la aceptación de nuestros padres que nos acompañan en nuestra vela, está es una vela inclusiva, van todas y todos, aquí no se juzga al contrario te vistes como quieres, bailas y bebes al gusto, nuestra intención es demostrar que podemos convivir todos como sociedad”.

Sin titubear, Felina Santiago, la muxe matriarca y patriarca de las Autenticas Intrépidas Buscadoras del Peligro, tomó el micrófono para reiterar que Oaxaca es una de las entidades que ha demostrado al mundo la inclusión y prueba de ello es “la aprobación de las leyes al matrimonio igualitario”.

“En estos 40 años hemos caminado arduamente, nada se nos ha regalado, de las muertes hemos aprendido a exigir justicia y a visibilizar que no son simples homicidios, sino crímenes de odio; también hemos trabajado para erradicar el VIH y prueba de ello es que las muxes caminamos y hacemos sororidad social, pero también logramos que en Oaxaca se apruebe el cambio de identidad y el matrimonio igualitario, estos años han servido para eso, por eso aquí en la tierra zapoteca, celebramos la vida y la tolerancia”.

La noche parece no acabar mientras el baile y las risas están a todo fulgor, algunos se traspasan datos personales, otros aprovechan para demostrarse amor eterno, es una noche mágica donde se brinda por una sociedad diversidad e incluyente.

Diana Manzo / Agencia de Noticias IstmoPress

Deja tu comentario: